La temporada de piscina está más cerca. El buen tiempo anima a poner a punto nuestra piscina. Pero uno de los puntos más importantes para un buen mantenimiento de la piscina es saber cómo medir el cloro y el ph de las piscinas.

Manteniendo unos niveles adecuados de cloro y ph en el agua, evitaremos problemas en la piel y los ojos, así como que el agua se llene de moho.

Tipos de medidores de cloro en el agua

Existen varios tipos de medidores o analizadores para determinar los niveles de cloro en el agua, y aunque hay fotómetros y otros métodos que ofrecen una exactitud total en las mediciones para estos valores, en este artículo os vamos a contar los más básicos y económicos. Ya sabéis que para nosotros los importantes sois vosotros.

Estos métodos más básicos de medición son suficientes para tener controlada nuestra piscina (la particular). Así que, primer consejo: es conveniente tener un cuaderno de notas donde apuntar los registros que vayamos tomando para tener los valores diarios de la temporada. Tipos:

  • Medidores OTO(ortotolidina). Son medidores líquidos. Miden el nivel de pH, pero en cuanto al cloro, tan solo mide el cloro total**.
  • Medidores DPD(N,N-dietil-para-fenilendiamina). Son medidores en pastillas. Miden el nivel de pH, cloro libre* y cloro total**, por lo que nos dan una información mucho más completa.

Ambos sistemas llevan dos cubetas, una para el pH y otra para el cloro. Cada cubeta tiene una escala colorimétrica que  sirve para comparar el color del que se tiñe el agua tras agregar el reactivo y determinar el valor de pH y cloro que resulte de la medición de la muestra.

Hemos dicho que los valores que tenemos que medir en el agua son el pH y cloro, pero hay que aclarar que dentro del cloro tenemos dos valores que debemos medir: cloro libre y cloro total. ¿Esto qué es?  El libre* es el que está disuelto en el agua y no hizo efecto aún, es decir, no está combinado con materia orgánica, por tanto es el cloro disponible para desinfectar.

Cloro combinado: el que está asociado con materia orgánica (principalmente con amonio: produciéndose las llamadas cloraminas). En las piscinas es un parámetro indispensable para un adecuado mantenimiento, puesto que es el responsable del “fuerte olor a cloro”, de irritaciones de ojos, mucosas…

Cloro total**: como bien dice la palabra, es la suma del cloro libre y el combinado.

Cómo medir con un estuche DPD

Ojo, antes que nada comprueba que las pastillas no estén caducadas. Para saberlo, simplemente tienes que mirarlas, siempre son de color blanco. Si están caducadas o en mal estado tendrán color negro. Una vez comprobado, debes saber que existen tres tipos de pastillas:

-DPD1: para medir cloro libre.

-DPD3: para medir cloro total.

Phenol Red: para medir ph.

Venga, que ya lo tenemos. Vamos por partes…

  1. Recoger una muestra de agua de la piscina en las dos cubetas del medidorNota: es conveniente recoger el agua en un lateral de la piscina, a la mitad, y aproximadamente a 50 cms. de profundidad.
  2. Una vez fuera del agua, añadir las pastillasPhenol Red en la cubeta izquierda y DPD1 en la cubeta derecha.
  3. Agitar hasta la completa disolución de las pastillas y comparar los valores con las escalas colorimétricas.
  4. Anotar los valores resultantes en nuestro cuaderno de registro. El resultado de DPD1 es el cloro libre.
  5. Sin vaciar la cubeta derecha, añadir DPD 3. Agitar hasta la completa disolución de la pastilla y comparar con la escala colorimétrica.
  6. Anotar el valor resultante en el cuaderno de registro.

Límites que establece la normativa vigente

Cloro libre: 0,5 – 2,0 mg/l.

Cloro combinado: menor que 0,6 mg/l.

Cloro total: máximo 2,6 mg/l.

pH: entre 7,2 y 8,0.

Además de todo esto, otro de los aspectos más importantes para proteger nuestra piscina es cubrirla con lonas protectoras para piscinas. En Toldos Escandani ponemos a tu disposición una gran cantidad de variedades. No lo dudes y ponte en contacto con nosotros y solicita tu presupuesto gratuito.