Las lonas para piscinas adaptables no son solo cosa del invierno. Es cierto que nos cuesta muy poco entender su utilidad cuando entramos en el periodo de hibernación pero no es esta la única utilidad que tienen. Es por eso que hoy os contaremos las ventajas de las lonas adaptables para piscina.

Nada es ajeno a la tecnología y las lonas para cubrir piscinas también han evolucionado y mucho. Existen materiales especialmente diseñados para que en verano disfrutes de una temperatura ideal del agua de tu piscina.

Las ventajas de usar lonas para piscinas

Aislamiento térmico

Tal y como acabamos de comentar, existen materiales que dejan pasar el calor del sol y al mismo tiempo impiden que el calor acumulado por el agua se pierda.

La clave son las lonas basadas en polietileno que además contienen cámaras de aire que consiguen este aislamiento térmico que hará que disfrutes de una temperatura ideal en el agua de tu piscina.

Limpieza y ahorro

En verano especialmente el polvo, la arena, los insectos y un sinfín de partículas como el polen ensucian la piscina. La eliminación de de los mismos requiere tiempo, electricidad y, a menudo, agua para limpiar el filtro a contracorriente.

Una lona te evitará muchas horas de limpieza y te reportará el consiguiente ahorro en agua y electricidad.

Seguridad

Si además tienes mascotas o niños pequeños en la casa, tener la piscina protegida ante eventuales caídas es un argumento muy a tener en cuenta. Una lona de calidad, bien tensada, es un seguro contra accidentes y puede evitarte más de un susto.

Cubre piscinas para cada necesidad

Da igual la forma y las dimensiones de tu piscina ya que siempre hay una lona para ti.

La clave es contar con el profesional adecuado que puede proporcionarte la lona, incluso a medida, para tu piscina. Se pueden adaptar a cada diseño.

Las lonas para piscinas adaptables suponen un ahorro, una protección y un confort indispensable para tu piscina.

No lo dudes y ponte en contacto con nosotros para informarte de todas las soluciones que podemos ofrecerte.